Se multiplicaron las ventas de híbridos enchufables en 2020 para evitar sanciones

Tras el elevado número de ventas de coches eléctricos, está la maniobra de las grandes marcas para evitar sanciones de Bruselas como consecuencia de la aplicación de la normativa CAFE ( Corporate Average Fuel Emissions ). Esta obliga, desde que arrancó 2020, a que cada marca cierre el ejercicio con una media de 95 gramos de CO₂ por kilómetro como máximo en el cómputo total de sus coches puestos en circulación en Europa. Esta normativa de la Comisión Europea impone multas de 95 euros por cada gramo de CO₂ por kilómetro que se supere en media del límite fijado multiplicado por el número de coches matriculados.

Fuente: https://www.elconfidencial.com/empresas/2021-01-05/truco-verde-fabricantes-coches-evitar-multas-bruselas_2894483/